Preparandonos para el Disney Cruise Line Dream

En los próximos días partimos con destino a Miami Florida, para desde allí, embarcarnos en un crucero Disney.

Es la segunda vez que vamos a vivir esta increíble aventura, el Disney Cruise Line Dreams, optamos por el de 4 noches, que parte desde Port Canaveral, hacia Bahamas, con dos paradas en la paradisíaca isla privada y exclusiva de Disney, Castaway Cay; uno de los lugares más maravillosos que nos tocó conocer. Así que al descubrir esta nueva opción con dos paradas en la isla nos entusiasmamos como chiquillos.

Lo primero que hacemos, obvio después de saber el día de partida y de llegada, es tomar “papel y lápiz” y comenzar una lista de las cosas que debemos llevar. Mi consejo es llevar la menor cantidad de valijas posible, si bien los camarotes son de buen tamaño, no dejan de ser habitaciones de un barco, y hemos aprendido que no queremos objeto innecesarios que ocupen demasiado espacio. Por esta razón es que nuestra lista es bastante corta. Lo cierto es que no son muchas las cosas que se necesitan y que no deben faltar, por ejemplo, traje de baño, fitflops, mucho protector solar, la ropa necesaria para ir a comer, tengan en cuenta los requerimientos de vestimenta para cada restaurante al que tengan pensado ir, si tienen planteado ir a REMY o a PALO, solo para adultos, los hombres deben ir con camisa y corbata, no olviden tener en cuenta cuales son sus planes.

Gracias Disney Cruise Line! @disneycruiseline

Por supuesto es necesario hacer las reservas con anticipación, dependiendo de la categoría de la habitación, por ejemplo, va a variar el tiempo de antelación permitida.

A saber, los huéspedes de Concierge pueden hacerlo 120 días antes (en este nivel viajamos la vez anterior), además están los pasajeros que pertenecen a niveles del Club Castaway, los mismos se van adquiriendo cada vez que nos embarcamos en un crucero Disney:

Platinum Castaways, 120 días antes.

Gold Castaways, 105 días antes.

Silver Castaways: 90 días antes.

Preparandonos para el Disney Cruise Line Dream

En nuestro caso al ser la segunda vez que tomamos este crucero tenemos el nivel silver.

El resto de los pasajeros, que son la mayoría, con 75 días de antelación.

Esto es así tanto para restaurantes, excursiones y cualquier actividad que requiere reserva previa.

Particularmente, decidimos no hacer reservaciones, excepto una invitación que me regalaron para relajarme con una sesión de 2 horas de
masajes que voy a tomar en el exclusivo Senses Spa & Salon. También nos prepararon otras sorpresas como fotografías con personajes y descubriremos que más al llegar al Crucero. 😀

Nuestro plan es bajar del buque sólo cuando pare en Castaway Cay para disfrutar del mar y playa todo el día, además de disfrutar las deliciosas comidas que sirven en la isla, hay un sin fin de actividades para pequeños y grandes, como snorkel, juegos de playa, deportes, personajes para tomarse fotos, un increíble tobogán dentro del océano del cual no van a querer salir en todo el día.

Este viaje también hace una parada en Bahamas, en donde se puede pasear por la ciudad, o tomarse el día para conocer el imponente Atlantis Resort, dentro del cual pueden divertirse en un maravilloso parque de agua, o nadar con delfines, por ejemplo, como ya lo conocimos la vez anterior, en esta ocasión nos vamos a quedar a disfrutar de todas las maravillosas actividades que el barco nos propone, y subir una y otra vez al Aquaduck, uno de los toboganes más divertidos que conozco. Si uno no quiere, no es necesario bajar del buque en ningún momento hay diversión de principio a fin, aun sin tocar tierra.

Ahora, volviendo al equipaje, no deben olvidar sus cámaras de fotos sobre todo si son a prueba de agua. En mi caso es imprescindible llevar gafas para el sol, y fundamentalmente lo primero que deben guardar en la maleta son los medicamentos.

En nuestro caso, como el de muchos turistas, vamos desde muy lejos, y por lo tanto, no tenemos la posibilidad de limitar tanto nuestro equipaje, lo que solemos hacen en estas situaciones es mantener la renta de nuestro carro, aunque no lo usemos durante 4 días, y lo dejamos estacionado en el parking con el resto de nuestras valija dentro. Obviamente sin objetos de valor, ni nada que pueda arruinarse si les da el sol o el calor.

Si bien esto implica gastar algunos dólares extra, nos brinda la posibilidad de disfrutar con mayor comodidad del camarote.

Cuando se reserva un paquete de Disney Cruise Line, después de unos días nos envían a nuestro domicilio un sobre con un pequeño libro con todas las explicaciones, los tags para las maletas, nuestro número de habitación, etc.

Esto les va a llegar sin importar donde vivan. En nuestro caso lo enviaron por Fedex express y llego en tiempo y forma, y ya está guardado junto con los pasaportes.

Lo que les puedo asegurar es que es un viaje absolutamente mágico y único. Los que ya tuvimos la suerte de ir lo volvemos a elegir, y para los que van por primera vez no van a dejar de sorprenderse.

Gracias Disney Cruise Line, por regalarnos tanta diversión y magia nuevamente, iremos reportando en vivo durante cada día de la travesía. Al bajar del barco, nos esperamos más aventuras en Disney World, y luego los amigos de Universal Studios Resort también nos prepararon una sorpresa para visitar las nuevas atracciones y su parque de agua Volcano Bay!

Aprovechamos para agradecer a Maria R. de Disney, y Julliete G. de Universal por ser tan generosos con nosotros, y a los nuevos amigos de Loews y Hard Rock hotel que pronto conoceremos en persona para disfrutar de sus opciones de alojamiento y diversión en los Estados Unidos y México.

Soledad, Mamá Experta en Parques de diversiones y Cruceros temáticos.

Be Sociable, Share!

RelatedPost